jueves, 25 de mayo de 2023

El Orgullo de ser Friki en 2023

 

En ocasiones veo Frikis. Y cada 25 de mayo veo muchos más.

Porque el 25 de mayo se celebra el día del Orgullo Friki, o del orgullo Geek, así como el día de la toalla, y hasta los seguidores del mundo disco celebran el Magnífico 25 de mayo.

Y es que el 25 de mayo de 1977, hace ya 46 años, se estrenó Star Wars, (actualmente conocida como “Episodio IV. Una nueva esperanza”). Y desde el 2006, gracias al heroico profeta del frikismo, nunca suficientemente reverenciado, Señor Buebo, en este espléndido aniversario se reivindica el derecho a ser friki y a estar orgulloso de serlo.

Así que este es un buen día para todos los Frikis.

Pero “el mundo ha cambiado, lo siento en el agua, lo siento en la tierra, lo huelo en el aire…” Y lo noto en que los frikis hemos pasado de ser los raritos de la clase, los pirados de los juegos de rol, de los comics extraños, de los disfraces estrambóticos o de la informática, a ser envidiados y a que todo el mundo presuma de ser friki, aunque no entiendan una sola palabra de Quenya, ni de Klingon ni de Mando´a, aunque desconozcan cual es el hechizo para reparar unas gafas rotas, o de que está hecho el martillo de Thor, o donde tienen el corazón los vulcanianos… O en fin, lo que es peor, aunque ni siquiera sepan lo que es el Quenya, ni el Mjolnir, ni un Muffliato, ni quienes son los andorianos.

Pero es normal que nos envidien, porque ¿A quién no le apetece pertenecer a un grupo selecto y exclusivo que conoce lenguas incomprensibles y datos extraños y herméticos, que posee superpoderes ocultos y que se reúne en estupendos eventos y convenciones insólitas? ¿A quién no le deleita paladear exóticos elixires como la Cerveza Romulana, el Miruvor de Imladris, el Jugo Juri de Mos Eisley o el vino de Rejo? ¿A quién no le complace empuñar una espada de acero valyrio o de mithril, un auténtico sable láser o una varita mágica? ¿A quién no le agrada cabalgar a lomos de un Meara, de un Thestral, o de un Tsemus? ¿A quién no le seduce emular las hazañas de Skywalker, Spok, Once, Star-Lord, Tyrion o Scamander? Y sobre todo ¿A quién no le gusta pertenecer al grupo que algún día acabará por dominar el mundo?

No obstante, tanta ostentación y tanto advenedizo ha hecho que algunos frikis de las primeras generaciones, o de las nuevas, pero que se consideran más expertos que nadie, rechacen esta celebración o tantas otras que se han hecho demasiado populares para su selecto y snob gusto.

Pero ¿sabéis que os digo?

- Que como decía Thorin Escudo de Roble “Si muchos de nosotros dieran más valor a la comida, la alegría y las canciones que al oro atesorado, este sería un mundo más feliz”, y que como decía Bilbo Bolson “No es malo celebrar una vida sencilla”.

- Que como decía Qui-Gon Jinn “Concéntrate en el momento. Siente, no pienses, usa tu instinto”. Y el instinto de un Friki, por encima de todo, es disfrutar de la vida, porque es hermosa pero corta y porque sabemos que “valar morghulis” y que al dios de la muerte solo se le puede decir “hoy no”. Y los Goonies nunca dicen muerto.

- Que como decía Lewis Carrol “se necesita mucha locura para soportar tanta realidad”. Y los frikis, los auténticos frikis, (no los snobs elitistas que presumen de saber el número del comic de Hulk en el que apareció Lobezno por primera vez, o cada cuantos años debe pasar el DeLorean la ITV, ni los advenedizos que confunden a Grogu con baby Groot, o a Boromir con Ned Stark), los auténticos frikis, no es que estemos un poco locos, es que nos han dibujado así. Así que como decía el capitán Kirk, “Que la fortuna favorezca a los locos”.

- Y que aunque no presumamos de ello, los auténticos frikis, hemos visto cosas que vosotros no creeríais, hemos visto rayos-C brillar en la oscuridad cerca de la Puerta de Tannhäuser, hemos estado donde nadie ha llegado jamás, hemos derrotado a magos tenebrosos y a sus mortífagos, hemos visto abatir a la serpiente negra en los campos de Pelennor y hemos eliminado a Señores Oscuros poseedores de anillos de poder, hemos librado al cosmos de Titanes y Eternos que querían destruir a la mitad de los seres vivos del Universo, hemos sobrevivido a plagas micóticas y víricas, y a la noche de las mil lágrimas, hemos sacado una tirada crítica en un dado de 100 caras y hasta hemos acabado con emperadores Sith que resucitaban o se clonaban una y otra vez. Y como todos esos momentos se perderán en el tiempo, como lágrimas en la lluvia, es hora de celebrarlos, de Vivir y de disfrutar de la vida.

 

Así que, un año más, como diría Gandalf el Gris ¡Corred insensatos!... A celebrar el día del Orgullo Friki como nunca antes lo habíais celebrado.

Este es el camino.

 

¡Larga vida al Friki!


Y ahora si os place visitad este enlace:


https://www.youtube.com/watch?v=tn_3KABa9V0


Publicado por Balder